Entradas

De La Mancha a África: Don Quijote en el Níger a través de la ilustración

Don Quijote es quizás una de las figuras más representativas de la literatura española. Desde que Miguel de Cervantes escribiera las aventuras del Hidalgo en 1605 sus personajes no han dejado de viajar por el mundo, convirtiéndose en un icono de la literatura más universal. Sin embargo, Don Quijote casi no había descubierto y conocido el mundo subsahariano, no había cruzado el Sáhara ni había alcanzado las aguas del Níger. Hasta ahora.


“Don Quijote en el río Níger”  (“Don Quichotte, au fleuve Niger” en francés) es un proyecto que nació en 2016 de la mano de las embajadas de España en tres países de la cuenca del Níger: Guinea-Conakry, Malí y Níger con la colaboración del Programa ACERCA que está enmarcado en el sector cultural de la AECID y que se ha estrenado el pasado 17 de enero en el Museo de Arte Africano de la Fundación Jiménez-Arellano Alonso en Valladolid.
¿En qué consiste esta exposición? El proyecto nació en 2016 cuando las capitales de estos tres países acogieron diversos talleres para ilustradores locales. Tanto profesionales, como estudiantes y aficionados se beneficiaron del aprendizaje de nuevas técnicas y estilos de pintura y conocieron de primera mano a Don Quijote. Los encargados de los talleres, el ilustrador Aitor Saraiba y el formador Ángel Domingo, de Pencil Ilustradores, presentaron a los personajes a través de todas las expresiones artísticas posibles  (fragmentos de la novela, películas, interpretaciones pictóricas…) con un doble objetivo: que los artistas conocieran la novela y sus personajes y que fueran capaces de reinterpretarlos según su criterio.


Es precisamente esa reinterpretación lo que hace de esta exposición, que se podrá visitar hasta el 13 de Febrero en el Museo, algo tan especial. Alonso Quijano ya no es sólo un caballero, un hidalgo en busca de aventuras que cruza La Mancha para conquistar a la mujer de sus sueños. Don Quijote es un caballero, pero también se le representa como un agricultor, un nómada, un guerrero, o un personaje sabio que defiende la protección del río frente a la contaminación.  Su piel en ocasiones se ennegrece, aunque otras veces guarda sus rasgos originales.
Los paisajes de Castilla La Mancha se van difuminando poco a poco para dejar paso al amarillo del desierto, a la sabana o a las orillas del Níger. En las ilustraciones nos encontramos hipopótamos, elefantes o leones y nuestro héroe viaja a lomos de camellos y jirafas. En este mundo ni si quiera el tiempo se escapa: Don Quijote puede seguir en el S. XVII o cambiar de siglo en busca de su Dulcinea.
Además, la diversidad de estilos y técnicas de los ilustradores nos habla de la infinita variedad de gustos por la pintura que existe en África, sobre todo si tenemos en cuenta que esto es sólo una pequeña muestra de tres países. Dibujos a lápiz, cómics o pinturas en acuarela son sólo unos ejemplos de más de setenta obras.


Puede que para más de uno esto no tenga ningún sentido, eso siempre depende de la mirada del espectador. Pero lo que demuestran estas ilustraciones es la enorme capacidad de las diversas culturas africanas de asimilar todo lo que viene de fuera y reinterpretarlo a su manera. Esa habilidad de rehacer no sólo se centra en el arte o la cultura, sino también en las ideas económicas, sociales o políticas.  Precisamente, en el Sahel y en la cuenca del Níger es donde tuvo lugar la mayor africanización de la historia, cuando muchas de estas sociedades aceptaron una nueva religión, el Islam, y la hicieron suya.
Pero no es sólo algo interior, no es sólo aprender algo más sobre literatura, la clave de esta exposición es que nos devuelve algo que creíamos intocable: una obra de más de cuatro siglos. Estos artistas nos lanzan sus ilustraciones con otra visión y otra mirada, no sólo del Quijote, sino del mundo que durante décadas hemos colonizado.

IV Centenario de la muerte de Cervantes: En un lugar de Saint-Louis…

Decía el catedrático Manuel Ángel Vázquez Medel, de la Universidad de Sevilla, que “el auténtico homenaje a Cervantes en el IV centenario de su muerte era mantener su palabra viva leyendo su obra”. Fue éste precisamente el tipo de homenaje que se le hizo a Cervantes el día 23 de abril en la ciudad senegalesa de Saint-Louis, con lecturas no solo recitadas, sino interpretadas, puestas en escena, y acompañadas a la guitarra del músico español Rafael Serrallet. De esta forma, el acto, celebrado íntegramente en español, huyó de formalidades académicas e institucionales, con un dinámico programa de poco más de una hora de duración, con interpretaciones protagonizadas por jóvenes estudiantes de la Universidad Gastón Berger (UGB) de Saint-Louis, y algunos jóvenes españoles, entre ellos, la propia Sandra Gil, la Gestora Cultural del Agregado Cultural de la Embajada Española en Dakar (Cultura Dakar).

TeatroElRetablodelasmaravillas3El acto comenzó por una presentación del director del Aula Cervantes en Dakar, Ignacio Villapadierna, y Alba Rodríguez, lectora de español en la Universidad Gaston Berger de Saint Louis, y coordinadora de este homenaje, expresando un gran entusiasmo por la celebración de este homenaje no sólo en Dakar, el día 22 (fecha exacta del IV centenario de la muerte de Cervantes), sino en Saint-Louis ese día 23. “Se llama Cultura Dakar porque está en Dakar – explicaba Villapadierna sobre la labor que realizada la embajada española en Senegal-, pero el mero hecho de estar aquí hoy es una prueba de que se mueve”.

IgnacioVillapadierna&AlbRodriguez

Este homenaje es reflejo de un fenómeno de mundialización, en el que una selección de textos de Cervantes es recitada e interpretada de forma magistral por estudiantes senegaleses de español. Se celebró, además, en un nuevo espacio cultural de Saint-Louis llamado Meyazz Club, inaugurado un día antes del acto cervantino, y con una prometedora cartelera cultural. La persona detrás de este proyecto es Jai, un español afincado en Senegal y con una larga trayectoria de salas de conciertos y bares. En un escenario al aire libre, con una pérgola de cañas y frente a un conjunto de sillas forradas en telas estampadas y coloridas en wax, bajo la sombra de palmeras y varios árboles, una gran comunidad de estudiantes de español e hispano-hablantes se reunieron para conmemorar al gran escritor, cuya obra Don Quijote de la Mancha, “ha inspirado y sigue inspirando a tantos artistas”, tal como decía el Profesor Sow en el acto.

MeyazzClubSpace

La satisfacción del desplazamiento de Cultura Dakar es compartida por el profesor Ndioro Sow, jefe del Departamento de Lengua Española y Civilizaciones Hispánicas en la Universidad Gaston Berger, profesor de lingüística española y lengua española y su literatura (española, hispano-americana e hispano-africana), quien agradeció a Cultura Dakar que se haya hecho la actividad en Saint-Louis. Y añadió para Wiriko: “Es una oportunidad enorme para nosotros, porque desde la embajada española hacen muchas actividades con la UCAD en Dakar, pero aquí en la Universidad Gaston Berger hay un departamento de español muy fuerte. Además, el hecho de que se celebre con motivo del día del libro presenta una oportunidad de profundizar en una figura como la de Cervantes”. Este decía que “el que lee mucho y anda mucho, ve mucho y sabe mucho”, una cita de total actualidad, en un mundo digitalizado donde hay una continua indagación sobre la persistencia y reinvención de los modos de lectura.

ProfNdioroSow“¡Vaya casualidad!”. Así titulaba Ndioro Sow su presentación sobre Cervantes, siguiendo la lectura impecablemente recitada de Romance de Olalla y Cadenitas cadenas. “Hace una semana estaba en Alcalá de Henares, lugar donde nació Cervantes, cuando mi compañera Alba Rodríguez me llamó para invitarme a dar precisamente una comunicación sobre Cervantes. ¡Vaya casualidad!” Contaba el Profesor Sow. La enseñanza de español está muy extendida en la universidad de Saint-Louis, con dos departamentos de español, y una gran demanda por parte de los estudiantes. Es decir, “la lengua española sigue aprendiéndose aquí con mucho entusiasmo”. En una concisa pero precisa y completa presentación sobre Cervantes, el profesor Sow hizo un recorrido por su obra literaria. “Hablar de Cervantes como dramaturgo es hablar de una pequeñísima parte de Cervantes”, decía. Cervantes es también novelista y poeta. Sow destacó “la relación dialéctica entre los actores y los personajes de Don Quijote, donde éste triunfa contra su creador Cervantes, lo cual, así mismo, es un triunfo de la creación, una demostración del arte, en el sentido aristotélico del término”. Destacó también los valores de esta obra, “donde el Hidalgo de la Mancha lucha por proteger a su próximo”, y donde hay un “rechazo de la codicia”. Y añadió: “Don Quijote abandona sus tierras. Eso es precisamente lo que le otorga el rango de caballero”.

TeatroLS

A su intervención siguió una representación teatral de “El retablo de las maravillas”, de la recién montada compañía teatral de la Universidad Cheikh Anta Diop (UCAD, de Dakar) en español “La Barraca”, dirigida por el artista Scorpion. Ni dos semanas tuvieron los intérpretes para hacer esta simpática representación, ganándose las risas del público estudiantil y la sonrisa de la comunidad hispanohablante saint-louisiana.

PúblicoSweet

Entre los intérpretes destacó la intervención de la propia Sandra Gil, quien demostró un compromiso absoluto con su labor como gestora cultural desde Cultura Dakar, no solo a nivel administrativo sino lanzándose también a participar de este teatro.

Escorpion&LaBarraca

De nuevo volvió a sonar la melódica guitarra de Rafael Serrallet, quien hizo una pausa en su gira por el continente africano para unirse a este homenaje, con una guitarra cuyo diseño imitaba la época del siglo XVII.

RomancedeOlallaApuntaba el profesor Sow que Cervantes “es una figura universal, es de todas y ninguna parte, dada la imprecisión del lugar… ‘En un lugar de la Mancha de cuyo nombre no me quiero acordar…’ Cervantes también es de Senegal, y es de Saint-Louis porque aquí lo estamos celebrando”.