Aya de Yopougon: viajar, aprender y divertirse en tiempos difíciles

¿Cómo os imagináis la vida en Costa de Marfil a finales de los años setenta? Marguerite Abouet nos da su respuesta a través de la vida de Aya, una joven de Yopougon (barrio de la ciudad de Abidjan) a través de la que conocemos su día a día y el de sus vecinas y vecinos ya que, como dice la autora, “el héroe en sí no existe, son los de su alrededor quienes lo generan”. Seis tomos forman la serie de cómics protagonizada por Aya de Yopougon y podemos encontrarlos en español gracias a la traducción que Manel Domínguez realizó para Norma Editorial. Aquí podéis encontrar los seis tomos o dos ediciones integrales con todas las aventuras de estas chicas marfileñas.

Una escena de las historietas constumbristas de Aya de Youpougon

Lejos de las ideas preconcebidas que podamos tener en Europa sobre el día a día en las ciudades africanas, en 1978 la familia y amigos/as de Aya están sentados/as delante de un televisor para ver el anuncio de Soliba, conocida cerveza marfileña y empresa en la que trabaja el padre de la protagonista. En Yop City, como los lugareños llaman a su barrio “para darle un aire de película americana”, los adultos se preocupan por su trabajo o por el futuros de sus hijos e hijas, pero también por disfrutar y salir de fiesta como los jóvenes. Las amigas de Aya, Adjoua y Bintou, tienen como objetivo principal salir a bailar y a ligar sin que sus padres se enteren. Y lo consiguen con la complicidad de unos y otras. Así, comienzan los enredos amorosos y los problemas familiares…

Portada del primer volumen de Aya de Youpougon

Sin embargo, Aya parece interesarse más por sus estudios. El destino clásico de una mujer en la época es ser peluquera, costurera o ama de casa. Pero Aya quiere ser médica para poder ayudar a la gente y así se lo hace saber a su padre. Él, categórico, le responde que los estudios están hechos para los hombres y que encontrará un marido rico que la mantenga… Desde el primer volumen sabemos que ¡Aya no se dará por vencida! Además, al final del libro encontramos varias aportaciones culturales interesantes: algo de vocabulario, ropa popular y recetas típicas. Un “bonus marfileño” que añade algo más de picante al público.

Abouet, nacida en 1971, vivió hasta los doce años en Abidjan antes de irse a estudiar a París. De estos recuerdos surge buena parte de su literatura para lograr su objetivo: dar una imagen más realista de Costa de Marfil y eliminar los clichés implantados por los medios de comunicación sobre la vida en el continente africano. Teniendo como inspiración literaria la obra de Marjane Satrapi y tras haber escrito varias novelas sin llegar a publicarlas, en 2005 publicó el primer tomo de Aya de Yopougon y fue a la vez un éxito comercial y de crítica y fue premiado en el Festival de Angoulême en 2006. Tras haber publicado los seis tomos, junto con Clément Oubrerie como dibujante, en 2013 realizaron la adaptación de las historias de Aya en una película de animación que fue nominada en los premios César 2014. La vida creativa de Marguerite Abouet es intensa: escritora, guionista, directora, actriz de doblaje,…

Como autora, la creadora marfileña es mucho más que Aya. En 2010 lanza el primer tomo protagonizado por Akissi. Tras nueve volúmenes de historietas de Akissi, este año se cumplen 10 años de su publicación con la aparición de un nuevo cómic y un volumen especial. Akissi: ataque gatuno es el único tomo que podemos encontrar en español. Publicado por Ediciones SM, no es fácil de encontrar pero aquí tenéis dos enlaces donde todavía lo venden: Agapea y Todos tus libros. Abouet destila humor y realismo a través de las aventuras de Akissi, una niña con una gran habilidad para meterse en problemas pero también para buscar divertidas e ingeniosas soluciones. Este primer tomo reúne siete historias en las que Akissi se enfrenta a unos gatos ladrones y a unos niños que no quieren dejarla jugar al fútbol, también se las arregla para jugar a ser mamá ante la imposibilidad de tener muñecas o para fastidiar continuamente a su hermano mayor, Fofana. Y al final del libro, un pequeño y sabroso bonus con léxico y una receta. Sin duda es una lástima que no podamos contar con más traducciones para que los y las más pequeñas puedan descubrir la vida de la ocurrente Akissi.

Una escena de la versión animada del cómic Aya de Youpougon

Saliéndose del cómic pero continuando con el espacio infantil, Marguerite Abouet participa en la creación de un libro para colorear animado, Essi dans la forêt des monstres (2017) que podréis encontrar en Wakatoon.

Cartel de la película protagonizada por Aya de Youpougon

Bienvenue (2010, 2012, 2014) es otro de sus cómics costumbristas cuya protagonista, Bienvenue, intentará buscar un sentido a su vida mientras estudia Bellas Artes en París. También en francés y en la editorial Gallimard Bande-dessinée, podemos encontrar el cómic policíaco del comisario Kouamé publicado en 2017. Un si joli jardin nos habla de violencia, de corrupción, de prostitución, de transexualidad, etc. pero sobre todo de relaciones humanas y tabúes. En Terre gâtée: 1. Ange, le migrant (2018), publicado en Rue de Sèvres, Margarite Abouet pone el foco en la migración y la explotación.

Sin apartarse de la producción literaria, la artista marfileña ha querido también introducir variedad en sus trabajos. Sin ir más lejos, en 2012, participó en la redacción de un divertido libro de cocina titulado Délices d’Afrique.

Su currículum se completa más allá de los libros. En el medio audiovisual, cabe destacar que en 2015 creó la serie C’est la vie para la televisión. Podéis verla, por ejemplo, a través de TV5Monde o incluso de Youtube. Durante sus tres temporadas, explota los temas recurrentes de la autora: la vida cotidiana y la salud. El centro de la historia se desarrolla en un centro de salud situado en Dakar, Senegal. A través de las historias de sus personajes, Abouet aprovecha para tratar de manera educativa y entretenida problemas que atañen, sobre todo, a las mujeres: embarazo, aborto, violencia de género, violación, matrimonios forzados y poligamia, etc.

Comprometida en la escritura, Marguerite Abouet es también una activista en su vida diaria. Miembro del Collectif des créatrices de bande dessinée contre le sexisme, ha fundado la asociación “Des livres pour tous” con el objetivo de facilitar en acceso a los libros a los niños y niñas de África. Así en 2009 comenzó a abrir sus centros en Costa de Marfil donde se continúan desarrollando múltiples actividades culturales y educativas relacionadas con la lectura. Tanto en la ficción como en la realidad, Abouet incide siempre en la importancia de la educación en la salud (Aya, recordad, quiere ser médica y se ha prestado de manera recurrente a ser un vehículo de sensibilización en cuestiones sanitarias), en la paz, el desarrollo sostenible y la tolerancia.

Esta artista, condecorada Chevalière des Arts et des Lettres en 2016, nos sumerge en la realidad diaria de un barrio marfileño acompañando los problemas sociales de una gran dosis de humor. Aya de Yopougon y sus otros libros nos permiten, en tiempos difíciles y de inmovilidad, viajar de una manera divertida y didáctica para descubrir otros mundos, distintos pero muy parecidos a los nuestros.

The following two tabs change content below.

Carla Figueiras Catoira

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *